Apoya Unicef modelo inclusivo para la reducción de riesgos de desastres en Cuba

Autor: 

Ernesto Lahens Soto
|
13 Octubre 2021
| |
0 Comentarios

Me gusta: 

El Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) en Cuba, presentó un Manual comunitario sobre gestión inclusiva para la reducción de riesgos de desastres, con el propósito de contribuir a la preparación de comunidades y personas vulnerables en el contexto de una isla que es azotada con frecuencia por ciclones y otros eventos naturales.

“La gestión de la reducción del riesgo de desastres es un proceso social, cuyo objetivo es el conocimiento, estudio, apreciación, reducción y control permanente de este fenómeno, integrado al desarrollo económico, social y ambiental”, explicó Anneris Santos Hernández, jefa del departamento de comunicación del Estado Mayor General de la Defensa Civil, durante la presentación online, quien destacó que el material puede ayudar en la instrucción de las personas.

Por su parte, Charlotte Fortier, representante de Humanity & Inclusión (HI) en Cuba, planteó que el objetivo del texto es asegurarse que todos los grupos en riesgo, según la edad, el género o discapacidad, participen en la toma de decisiones relativas a la identificación y la reducción de riesgos y apreciar y fomentar enfoques adaptados a no dejar a nadie desamparado en caso de desastres.

Imagen: material gráfico de apoyo al lanzamiento del Manual/Unicef Cuba

“En Cuba se introdujo esta gestión inclusiva en el año 2015 a través del proyecto `Ciudades Preparadas y Alertas ante el riesgo sísmico en el oriente cubano´, como aporte de Oxfam-CARE y HI al sistema de gestión de riesgos dirigido por la Defensa Civil, y a instituciones del Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio ambiente (CITMA) que monitorean los peligros y realizan estudios de Peligro, Vulnerabilidad y Riesgo” agregó Fortier.

Elena Gentili, representante Oxfam en Cuba, dijo que su organización “apuesta por comunidades resilientes e inclusivas, que toma forma a través de una línea estratégica de trabajo orientada a la gestión inclusiva de riesgos de deesastres y respuesta humanitaria”. Como estrategia, comentó, tienen la capacitación para apoyar la adaptación, transformación y absorción de experiencias en las comunidades.

El manual, según se refirió durante la conferencia online, no pretende ser un esquema de cómo manejar las situaciones de desastres, sino una ayuda a la hora de instruir y crear estrategias para enfrentarlos.

Al respecto, Orestes Valdés, especialista de la Dirección de Ciencia y Tecnología del Ministerio de Educación, afirmó que existe el propósito de emplear este manual para que los maestros instruyan a los niños sore qué se debe hacer en caso de desastres. “Los peligros no se pueden eliminar, pero los impactos y vulnerabilidades se pueden reducir con el trabajo educativo en escuelas y comunidades”.

El manual contó con el aporte de espeialistas de la Asociación Cubana de Personas con Discapacidad Físico-Motora (ACLIFIM), la Asociación Nacional del Ciego de Cuba (ANCI) y la Asociación Nacional de Sordos de Cuba (ANSOC); la Dirección de Ciencia y Tecnología y el Instituto Central de Ciencias Pedagógicas (ICCP), del Ministerio de Educación de Cuba, y el apoyo de Humanity & Inclusion, Oxfam y la Oficina de Unicef en Cuba


0 Comentarios

Añadir nuevo comentario