Aquello con lo que soñamos

Autor: 

Yanel Blanco Miranda y Claudia Alemañy Castilla
|
31 Mayo 2017
| |
0 Comentarios

Crédito de fotografía: 

Rolando Padilla Hernández

Me gusta: 

La generación de nuevos conocimientos y la aplicación de los resultados científicos en las diferentes áreas de la sociedad, constituye un eje estratégico y transversal a todos los sectores de cualquier país.

Yury Valdés Balbín, jefe del grupo de la Ciencia de la Comisión de Educación, Cultura, Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente de la Asamblea Nacional del Poder Popular, coincide plenamente en esto. En tal sentido, los diputados cubanos plantean la necesidad de crear directrices que conduzcan a la implementación y visibilidad de los saberes.

“Eso no debe ser un fenómeno espontáneo, pues de lo contrario no funcionaría. Desde el Parlamento estamos comprometidos en buscar soluciones”.

Asimismo, el experto refiere que en la Conceptualización del modelo económico y social cubano, las Bases del Plan de Desarrollo hasta el 2030 y los Lineamientos de Partido para el período 2016-2021, existen varios acápites que aluden explícitamente a la importancia de la investigación e innovación para el desarrollo del país.  

“Normalmente la ciencia tiene efectos distales y eso trae como consecuencia que se le otorgue menos valor que a aquellos sectores con implicaciones inmediatas. Nuestro objetivo es lograr que el directivo de una institución, aunque no sea científico, comprenda la significación que tiene para la sociedad la aplicación de esos logros”, aseguró Valdés Balbín

Otro punto importante, presente en los documentos, es la necesidad de interconectar la ciencia generada en universidades y centros de investigación con aquellas áreas encargadas de aplicarla. Tejer un marco regulatorio que permita establecer mecanismos de cierre de ciclos productivos.

La preservación del potencial científico es una prioridad más. Según Yury Valdés Balbín, los nuevos documentos están abocados a establecer políticas de estimulación y legislaciones donde se facilite el ingreso de determinados recursos a las entidades y a las personas a partir de sus propios resultados académicos.

Otro sector importante para el desarrollo es la producción de alimentos. De acuerdo con Sergio Rodríguez Morales, director del Instituto de Viandas Tropicales (INIVIT) y miembro del Consejo de Estado, “está claro que la política agroindustrial trazada en los Lineamientos fue diseñada no solo para el presente, sino también para el futuro”.

“Que todo el mundo coma, y que ese alimento sea bueno y barato es el reto que hoy tenemos que cumplir con la implementación de esos documentos fundados sobre bases objetivas. Es vital que estos tengan una fundamentación científica, para que no se conviertan en una herramienta sin valor”.

Según el investigador, se requieren además estudios de factibilidad que prevean los riesgos provocados por el cambio climático.

Acerca la discusión de los diferentes tópicos analizados, Miguel Díaz-Canel, vicepresidente primero de los Consejos de Estado y de Ministros, expresó que estos debates son un ejercicio soberano de democracia y responsabilidad cuyo objetivo es trazar el presente y el futuro de la nación.

Galería
0 Comentarios

Añadir nuevo comentario