De cómo la química se aplica a la belleza del cabello

Autor: 

Magda Iris Chirolde
|
17 Mayo 2019
| |
0 Comentarios

Crédito de fotografía: 

Magda Iris Chirolde López

Me gusta: 

Ni de locos ni de descabellados es la sugerente idea de Massimiliano Casinelli y de Gianfranco Cortesi de conformar un libro que contempla un método para la coloración del cabello.

Estaban en Forlí, Italia, en plena convención para profesionales del sector, organizada por una empresa local. En aquella ocasión, Massimiliano se encontraba en una situación a la cual tenía que hallar una salida. Ante sus manos una cabeza para trabajar cuya estructura capilar no era homogénea ni cuyo fondo era uniforme; en otras palabras: un gran problema.

Frente a él, Gianfranco, quien evaluaba todo el proceso y le cuestionaba la actividad que desempeñaba, la cantidad de productos que empleaba, la que no y así sucesivamente.

Quince minutos eran suficientes para que Massimiliano resolviera la situación. Siguió las reglas que conocía, administró el pH de la mezcla de color y tuvo en cuenta el del cabello. Llegó el momento de la pasarela, de las evaluaciones y luego de las tensiones del momento, Cortesi lo felicitó por su resultado.

Al decir de Casinelli, la moraleja de este encuentro es que las reglas y la técnica, que poseen gran valor y peso en uno de los platos de la balanza para la correcta coloración del cabello, tienen que ser puestas ineludiblemente en equilibrio con la destreza en la práctica y la capacidad interpretativa de los modos de empleos, a los que cada peluquero deben dar el peso necesario para equilibrar el otro plato de la balanza.

La evolución y los cambios sucedidos en el modo de uso de la coloración son el motivo del libro El color del cabello que se presentó por primera vez en la Universidad de La Habana.

Aquí la ciencia y el arte de la coloración se conjugan en esta iniciativa que va más allá de lograr un óptimo resultado estilístico; es necesario para la calidad del servicio, su seguridad y la misma capacidad de innovar.

Basado en un estudio científico, hoy los peluqueros tienen a su alcance una enciclopedia, que les servirá como guía para obtener un mejor resultado, ampliar sus conocimientos, realizar trabajos innovadores y alcanzar las metas impedidas a quien desconoce a fondo la ciencia.

La destreza del Doctor Alessandro Occelli, docente de la Universidad de Turín, también estuvo presente. En conjunto elaboraron un lenguaje común que llevó a nuevas técnicas y productos.

Cada proyecto de investigación que hacían empezaba con una descripción precisa de las estructuras biológicas, de cómo respetarlas y garantizar en cada fase su seguridad evaluando los componentes, sus combinaciones y las modalidades de empleo de las mezclas. La teoría y los conocimientos científicos se confrontaban con el arte y la ciencia aplicada.

Llegaron a importantes resultados técnicos como, por ejemplo, reducir en 1 punto el pH de la mezcla, con notables ventajas en términos de salud del cabello. De ahí la idea de mitigar más la acción sobre la piel, desarrollando una nueva crema protectora.

El color del cabello pone a disposición del lector definiciones y técnicas relacionadas con la coloración en todas sus fases y ofrece soluciones a las situaciones complejas y a las excepciones a través de la descripción detallada de los métodos de trabajo a seguir. Cada modo de empleo está sustentado y justificado por las premisas teóricas (físico-químicas) y los procedimientos prácticos.

 

Cortesía del Profesor DrC. Abel Ibrahim Balbín Tamayo del Departamento Química Analítica de la Facultad de Química, Universidad de La Habana.

 

Cortesía del Profesor DrC. Abel Ibrahim Balbín Tamayo del Departamento Química Analítica de la Facultad de Química, Universidad de La Habana.

 

 

0 Comentarios

Añadir nuevo comentario