Premian ACC libro de las 50 plantas más amenzadas de Cuba

Autor: 

Yanel Blanco Miranda
|
11 Abril 2016
| |
0 Comentarios

Crédito de fotografía: 

Rolando Padilla Hernández

Me gusta: 

El pasado sábado, la Academia de Ciencias de Cuba (ACC) entregó los Premios nacionales a los mejores resultados de la investigación científica del país en el 2015.

Por la importancia que reviste para la conservación de la flora cubana, uno de los trabajos que obtuvo el lauro fue el relacionado con las 50 plantas más amenazadas en el territorio.

Con unas siete mil 500 especies, el país ocupa el cuarto lugar a nivel mundial entre las islas con mayor diversidad vegetal. Por tal razón, la conservación de su flora es considerada de valor nacional, regional y mundial; así lo plasman los convenios y estrategias establecidos en el orbe.

El máster Alejandro Palmarola, uno de los autores principales, destacó que la relevancia que alcanza esta obra se debe a la identificación de especies poco conocidas, pero de vital importancia dentro de la flora cubana.

Asimismo recalcó que “esto no significa que sean las únicas, pues existen otras con el mismo grado de amenaza o mayor. Sin embargo, estas pueden servir como representantes de las diferentes áreas, formaciones vegetales o grupos de familias botánicas”.

Según este especialista, para la selección se tuvo en cuenta el criterio de expertos cubanos en la materia, como formas de vida, hábitats y regiones del país. De igual forma, hubo un largo proceso de selección para que se viera representado el país y todos los grupos de plantas.

Según este especialista, el proceso de selección para que se vieran representadas todas las formas de vida, hábitats y regiones del país, fue largo.

El libro, con un carácter científico-popular por el lenguaje que tiene, donde alternan una exhaustiva descripción botánica y términos más entendibles por la población, recoge una variada muestra fotográfica.

“Entre las especies que recoge el material está una de las más importantes del país: la Microcycas calocoma (Palma corcho), considerada un símbolo de la conservación de Cuba, además de ser el único ejemplar vivo declarado Monumento Nacional Natural. También tenemos algunos ejemplares carnívoros como la Pinguicola lignicola, única de su tipo que vive epífita sobre otra planta”, apuntó el máster Alejandro Palmarola. 

 

0 Comentarios

Añadir nuevo comentario